México pudo, pero no se benefició del quiebre comercial entre EEUU y China: el crítico análisis del Financial Times

México pudo, pero no se benefició del quiebre comercial entre EEUU y China: el crítico análisis del Financial Times

gentrificación méxico
FOTO: OMAR MARTÍNEZ /CUARTOSCURO.COM (Omar Martínez/)

El pasado mes de abril, la Secretaría de Economía de México confirmó que en los dos primeros meses de 2022, México se había posicionado como el principal socio comercial de Estados Unidos. Las cifras con las que respaldaban los dichos señalaban que el comercio total entre ambas naciones sumaba entonces 113 mil 187 millones de dólares, lo que representaba un crecimiento anual de 16.7%. Tatiana Clouthier, jefa de esa dependencia, se vanagloriaba de que México había superado a China como el mayor socio comercial de EEUU. Pero el tema es más complejo de lo que parece y echando una mirada en perspectiva, publicaciones económicas como el Financial Times aseguran ahora que ese panorama simplemente no se alcanzó.

Hace tres meses, las cifras dadas a conocer por la Oficina del Censo del Departamento de Comercio de los Estados Unidos indicaban que México había concentrado el 14.5% del comercio exterior de ese país, superando ligeramente a China y Canadá. Tal vez la diferencia de posturas proviene de la característica subjetiva que se pudiera dar con la palabra que es clave: ligeramente.

Y es que la publicación que prácticamente es referente económico a nivel global afirma en una texto, publicado este fin de semana, que México sí pudo verse beneficiado con el quiebre comercial que hubo entre Estados Unidos y China durante el gobierno de Donald Trump. Sin embargo, la oportunidad se vio apenas aprovechada por la economía azteca, contrario a los otros vecinos asiáticos de China, como Vietnam o la India, que sí vieron un impulso y una ganacia bastante considerable.

Primer aniversario de la entrada en vigor del acuerdo comercial Estados Unidos-México-Canadá (REUTERS/Edgard Garrido)
Primer aniversario de la entrada en vigor del acuerdo comercial Estados Unidos-México-Canadá (REUTERS/Edgard Garrido) (EDGARD GARRIDO/)

“Gran parte de la culpa del deslucido desempeño económico de México ha recaído sobre los hombros del presidente Andrés Manuel López Obrador”, asegura sin rodeos el texto. “Líderes empresariales, diplomáticos e inversores dicen que ha sido hostil con algunas empresas extranjeras y se quejan de que su caprichosa toma de decisiones y sus tendencias autoritarias están ahuyentando la inversión”.

Entonces contextualizan tal aseveración recordando la línea de izquierda que el presidente López Obrador dice seguir. Enfatizan principalmente el principio de austeridad que tanto ha defendido y subrayan el término de “economía moral” a la que el mandatario aspira, en la que prioriza al sector pobre del país y hasta cierto punto desprecia la inversión privada o extranjera.

“Su habitual mención y humillación de las multinacionales en las conferencias de prensa diarias hace poco para infundir confianza en las empresas extranjeras que contemplan incursiones en México”, advierten recordando que, en los tres años que lleva gobernando, el producto interno bruto de México se contrajo en general. “Es la única economía importante de América Latina cuya producción seguirá estando por debajo de los niveles previos a la pandemia para fines de este año”, rematan retomando las estimaciones de JPMorgan.

Claudia Sheinbaum defendió al refinería Dos Bocas de AMLO
(Foto: Twitter/@Claudiashein)

Entonces, junto con analistas y funcionarios del sector, coinciden en que el mal desempeño económico que hasta ahora se ve en México es consecuencia directa de “Amlo-nomics, que es una política macroeconómica extremadamente estricta junto con una microeconomía muy mala”. “Teníamos mucho que ganar con la situación geopolítica global… Pero todo se ha desperdiciado por las políticas antiprivadas de López Obrador”.

De igual manera agregan que también el resultado que ahora se presenta se debe en gran parte a los proyectos emprendidos por la actual administración, en los que el presidente ha arremetido en contra de las calificadoras que advierten las consecuencias de las propuestas y ha acusado de corrupción a los empresarios extranjeros.

Lo anterior lo ejemplifican también con la cancelación del Nuevo Aeropuerto de la Ciudad de México, sustituye´ndolo con su proyecto del aeropuerto Felipe Ángeles. El texto refiere que le cancelo un proyecto ya avanzado a empresarios extranjero para poner uno similar en manos del Ejército.

“En la práctica, el cambio de política ha traído decisiones que molestaron a las empresas extranjeras. Los de Estados Unidos, el mayor inversionista extranjero de México, han estado particularmente expuestos”, advierten.

SEGUIR LEYENDO:

A dos años del inicio del T-MEC: ¿ha beneficiado o perjudicado a México?

Crisis de suministros, comercio e inflación toma desprevenida a Latinoamérica

Competencia entre EEUU y China en Asia: ¿oportunidad para la Argentina?